Espectáculos

“Conejo blanco, conejo rojo”, una experiencia diferente para el público y los actores

Es una obra muy particular. El dramaturgo iraní Nassim Soleimanpour, su autor, fue penalizado con la prohibición de salir de su país, por negarse a cumplir con el servicio militar. En un acto de rebeldía, se lo ocurrió escribir este texto para que pueda viajar por el mundo, en su lugar.

Lo logró, sin ninguna duda. Se representó en alrededor más de 20 países y en diferentes idiomas. En todo el mundo con rotundo éxito. La propuesta ha tentado a los actores para protagonizarla y al público para verla. Hay en el aire un halo de misterio que se develará en cada una de las funciones. Que será actuada por ocho diferentes actores, en un principio. Nadie conoce el texto, No hay un director que marque algún movimiento o acción. El juego que propone el autor marca un escenario con pocos elementos. Una silla, una mesa y una escalera. Un actor, que desconoce el guion y debe decidir qué hacer con él cuando lo recibe en la mesa. A partir de allí, surge la improvisación. Se establece la conexión entre el autor y el actor o actriz que le toque en esa oportunidad.

Es como algunos ejercicios de los talleres teatrales. Genera enorme curiosidad para el público y un desafío para el que lo protagonice. Cada uno le pondrá su propia impronta. Nassim, que la escribió en 2010, actualmente en Berlin, consiguió viajar a través de su creación, por todo el mundo. De alguna manera fue parte del diálogo, con cada uno de los intérpretes que actuaron de acuerdo a sus propuestas en el texto. En Timbre 4, se realizó la primera temporada, de este atípico título, en nuestro país. Eso se produjo a partir de marzo de 2018. Claudio Tolcachir que fue parte del elenco de aquella época, en declaraciones de ese momento, se expresó con estos conceptos: “Lo interesante es que cada actor y actriz que participe ofrecerá algo completamente distinto, único, y dependerá de cómo le pega a cada uno el mismo texto. Me da mucha ilusión hacerlo, compartir experiencias nuevas siempre nos entusiasma”.

A partir del, viernes 8 de enero, Conejo blanco, conejo rojo, del iraní Nassim Soleimanpour, se comenzará a representar en el teatro Metropolitan Sura de la calle Corrientes 1343, todos los viernes a las 20 horas. En cada función participará un intérprete diferente, sin dirección, sin ensayo y sin conocer el texto. Esas son las pautas que impuso su autor. Además de sentirse presente en cada función, porque también exige una silla vacía en la sala. La que él ocuparía. Es de sumo interés prestar atención a la opinión sobre la propuesta, por parte de Cecilia Toussaint, cuando tuvo oportunidad de protagonizar la obra en México, en el 2016: “Durante el desarrollo de la obra continúas porque confías en el otro (autor), y eso también es confiar en los seres humanos con los que caminas cotidianamente. Es importante porque la confianza es una de nuestras mejores armas. Hay un acto amoroso muy profundo entre el autor y el actor, de confianza y entrega incondicional con los ojos cerrados”.

Estas declaraciones de quienes tuvieron la oportunidad de participar en un experimento tan interesante como este lo vamos a compartir con uno de los actuales protagonistas que es el actor Jorge Marrale, quien declaró a Telam:”Me pareció que la experiencia se parece a un sueño recurrente que tenemos los actores; yo he soñado que aparezco en un teatro donde se supone que tengo que actuar y no estoy preparado. Esto es una manera de enfrentarlo”. Esa es la manera de sentir el personaje y el texto que desconoce y el compromiso que le impone, el autor, de seguir sus lineamientos, en el mismo escenario, sin ensayo previo. Para los actores es un tema que les debe motivar mucho porque hacen a la esencia misma de la profesión. Mucho más en un intérprete de la categoría de Jorge. Sobre como resultará la rotación de los protagonistas, estas fueron sus palabras: “Cada actor o actriz hará una obra distinta, aunque sea siempre la misma porque somos creadores y por eso no hay ni habrá un ´Conejo blanco, conejo rojo, igual a otro”. Si lo quieren ver a Marrale, su función es la segunda, el próximo viernes 15 de enero. No se lo pierdan.

Es una coproducción entre el teatro Metropolitan Sura del Grupo La Plaza (www.metropolitansura.com.ar) y Timbre 4, asociados con Aurora Nova y La Teatrería.

Los primeros artistas confirmados y sus fechas respectivas son: Los viernes 8 de enero: Fede Bal, 15 de enero: Jorge Marrale, 22 de enero: Carola Reyna, 29 de enero: Agustin Aristarain, 5 de febrero: Jorgelina Aruzzi, 12 de febrero: Mercedes Moran, 19 de febrero: Peto Menahem, 26 de febrero: Louta. Posteriormente serán informadas las siguientes fechas de marzo y en adelante. Las entradas están en venta en la boletería del Teatro Metropolitan Sura y a través de Plateanet: www.plateanet.com

Por Francisco Grillo

El autor de la obra Nassim Soleimanpour

Related posts

Magda y limón en la casita del jardín por streaming en vivo

Francisco Grillo

Cantando con Adriana: “Cajitas de Sorpresas”, el sábado 4 de julio

Francisco Grillo

Daniel García, un talento de la música en todas sus formas

Francisco Grillo

Leave a Comment

WeCreativez WhatsApp Support
Nuestro equipo de atención al cliente está aquí para responder sus preguntas. ¡Pregúntenos cualquier cosa!
Hola cualquier consulta estamos para ayudarte