Conocimiento

Se inició la campaña de lanzamiento del satélite argentino SAOCOM 1B   

El SAOCOM es el satélite SAR en banda L, con mejor performance del planeta 

Ayer, en un vuelo de Aerolíneas Argentinas, viajó la delegación técnica de científicos y profesionales, encabezados por el Director Ejecutivo y Técnico de la CONAE, Raúl Kulichevsky. Se ocuparán de alistar y supervisar el lanzamiento del satélite argentino en la base de la empresa SpaceX en Cabo Cañaveral, Florida, Estados Unidos. Que tendrá lugar a fines de este mes.

En mayo de 2019, se había concluido la integración de la antena radar del SAOCOM 1B. En agosto, de ese mismo año, se completó la instalación eléctrica de la citada antena, y se colocaron las mantas térmicas que recubren el satélite. El 20 de febrero de 2020, desde el Aeropuerto de Bariloche, con el avión Antonov An-124 se trasladó el satélite a Cabo Cañaveral. Allí llegó dos días después, tras realizar una escala en Santiago de Chile. El lanzamiento estaba planeado para el 30 de marzo, pero fue suspendido por la pandemia del coronavirus. El equipo técnico volvió a la Argentina.​ El satélite quedó en Cabo Cañaveral a la espera de una mejor oportunidad. Ésta parece haber llegado en estos momentos. La delegación ha viajado ayer. Previamente debieron cumplir el protocolo con las medidas específicas de prevención por el COVID-19. Desde la salida de cada uno de los integrantes del equipo hacia Estados Unidos. Allí cumplirán una cuarentena exigida por las autoridades locales. Luego, a su regreso deberán realizar el aislamiento preventivo en Argentina. En el equipo viaja una persona responsable de seguridad e higiene, que se encargará del control y aplicación del protocolo correspondiente a esta misión y el cuidado y seguimiento de la salud de los integrantes. Todo el personal fue testeado los días 29 y 30 de junio por PCR para COVID-19 y dieron todos negativos. Todos viajan con un seguro médico y llevan, para su uso personal, equipos adecuados de protección y un protocolo de medidas preventivas.

La delegación está integrada por Raúl Kulichevsky, Director Ejecutivo y Técnico de la CONAE y cinco profesionales del organismo,  junto a Guillermo Benito, representante de la Gerencia General de INVAP y once profesionales de dicha empresa. Este equipo se ocupará de la etapa de ensayos y pruebas del satélite previas a su lanzamiento y controlará el satélite durante el lanzamiento mediante el lanzador Falcon 9. Esto ocurrirá entre el 25 y 30 de julio, de acuerdo a los factores climáticos, en la sede de SpaceX, desde la base de Cabo Cañaveral en los Estados Unidos.                                                                                                                      Este equipo tendrá a su cargo la fase del lanzamiento desde Estados Unidos. La campaña se completa con tres equipos más. Estos estarán en tres sedes de Argentina. En Falda del Carmen, Córdoba, el Centro Espacial Teófilo Tabanera, de la CONAE, ejercerá el monitoreo constante del satélite. Esos datos se analizarán en conjunto desde dos salas de soporte, una en la ciudad de Buenos Aires, otra, en la sede del CONAE y la restante, en Bariloche, en el INVAP. En los días sucesivos, el objetivo prioritario será realizar el despliegue de la antena gigante de radar SAR de 35 metros cuadrados.

Alto nivel de eficiencia

El SAOCOM, ha sido reconocido, por la comunidad científica internacional, como el satélite SAR en banda L, con mayor performance del planeta. Por esa razón, sus datos son requeridos con mucho interés. Transmiten valiosa información sobre suelos, aguas y vegetación, así como prevención y gestión de catástrofes. Los sensores de la antena radar, con la que está equipado el satélite, tienen la capacidad de captar datos, tanto de día como de noche, en cualquier condición meteorológica, inclusive a través de las nubes.

El satélite SAOCOM 1B es parte de la “Misión SAOCOM”, al igual que su antecesor, el SAOCOM 1A que está en órbita desde el 7 de octubre de 2018 a las 23.21 hora oficial argentina. Los dos fueron desarrollados en Argentina por la CONAE e INVAP, contratista principal del proyecto, la firma pública VENG, la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA) y el Laboratorio GEMA de la Universidad Nacional de La Plata (UNLP). Además de 80 empresas de tecnología e instituciones del sistema científico tecnológico del país y la colaboración de la Agencia Espacial Italiana (ASI).

La historia nace en 1992, por iniciativa del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria y la Secretaría de Agricultura de la Nación que demandaban de la necesidad de herramientas, como el proyecto SAOCOM, para la recolección de información a través de datos que debía obtenerse desde del espacio con su radar en banda L, sobre suelos, aguas y vegetación, así como prevención y gestión de catástrofes. Desde entonces, la CONAE y la Agencia Espacial Italiana colaboraron juntos en los proyectos SAC-B y SAC-C. Al mismo tiempo que la CONAE comenzaba a anunciar el proyecto SAOCOM, la Agencia Espacial Italiana trabajaba en el proyecto Cosmo-SkyMed, con características parecidas pero con una doble aplicación porque estaba destinado al uso civil y militar. Con diferente antena radar, banda X en lugar de la nuestra que utiliza la banda L.

Esta buena relación entre las respectivas agencias desde fines de 1990 y principios de los 2000 culminó con la creación del Sistema Ítalo Argentino de Satélites para la Gestión de Emergencias (SIASGE). Que se hizo realidad en julio del 2005 y renovado en mayo del 2016. De esta manera, ambos países, se han comprometido a compartir la información recolectada por los satélites de uno y otro país en la utilización de las estaciones asentadas en los dos territorios.

El SAOCOM 1A aprobó la Revisión Preliminar de Diseño, que se realizó en el Centro Espacial Teófilo Tabanera en junio del 2002. Con la supervisión de la CONAE, INVAPNASAAEB y la CNES. Estaba previsto el lanzamiento para el 2004, pero sufrió algunos retrasos y finalmente, en 2008, la CONAE recibió un crédito del Banco Interamericano de Desarrollo para continuar con el proyecto. El Departamento de Aeronáutica de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de La Plata diseñó y construyó las mantas térmicas que cubren el satélite. Ascentio Technologies, el centro de operaciones del satélite. El Instituto Argentino de Radioastronomía se ocupó del diseño de la antena radar, siendo calificada e integrada por VENG. El Laboratorio Tandar, de la CNEA, realizó la integración de los paneles solares.  En el 2012 se realizaron ensayos de las mantas térmicas en las cámaras de termo vacío del Centro Espacial Teófilo Tabanera y en 2014 en los laboratorios de IABG. En 2017, se terminó la plataforma de servicios y se realizaron ensayos ambientales en CEATSA y así se continuó con diversas tareas hasta el lanzamiento el 7 de octubre de 2018.  

Esta es la demostración que los argentinos, cuando queremos, podemos hacer las cosas bien. Esta historia comenzó en 1992. Desde entonces, sin prisa, pero sin pausas, transitó por todos los gobiernos imaginables, pero los responsables no claudicaron jamás de sus objetivos. Siguieron avanzando y llegaron hasta este momento de consolidación del esfuerzo y capacidad de los que manejaron estos proyectos. Seguramente, los respectivos gobiernos, habrán colaborado para que así resulte. También entonces, podrán, para todos los demás temas pendientes de urgente resolución. En estos tiempos de desencuentros y de rumbos perdidos, tomemos esto como ejemplo de la manera que se pueden aplicar las políticas de Estado. Así fue. Así debe ser.   

 Por Francisco Grillo 

Related posts

El futuro a corto plazo ya está presente

Francisco Grillo

Proyecto Silicon Misiones, el poder del conocimiento

Francisco Grillo

El satélite argentino SAOCOM 1B será lanzado al espacio a fines de agosto

Francisco Grillo

Leave a Comment

WeCreativez WhatsApp Support
Nuestro equipo de atención al cliente está aquí para responder sus preguntas. ¡Pregúntenos cualquier cosa!
Hola cualquier consulta estamos para ayudarte